27 de oct. de 2009

Intentaron atentar contra Milagros Sala


Ya el viernes por la tarde, en San Salvador de Jujuy, miles de integrantes de la Tupac Amaru y la CTA jujeña se habían movilizado en solidaridad con Milagro Sala y su familia, quienes vienen recibiendo amenazas y sufrieron este nuevo intento de atentado.



“La CTA de todo el país se solidarizó con Milagro Sala y su familia. Hoy tuvimos la oportunidad de estar con el Ministro del Interior, quien se encargó de explicitar su compromiso y el del Presidente de utilizar toda la estructura de la Gendarmería Nacional y la Policía Federal para resolver y condenar definitivamente a los responsables de este intento de atentado que para nosotros tiene un solo objetivo: frenar el desarrollo, el compromiso, no sólo de Milagro Sala, sino de toda esa gran organización que es la Tupac Amaru”, expresó luego del encuentro Víctor De Gennaro.



En la Casa Rosada, los representantes de la CTA y dos integrantes de la Tupac Amaru estuvieron reunidos con el ministro Fernández por el espacio de una hora. Más tarde, en una conferencia de prensa realizada en la sala de periodistas, Fernando Acosta expresó que “estamos seguros de que esto tiene que ver con nuestro trabajo, porque afecta intereses económicos y políticos en nuestra provincia” y recordó también que el compromiso asumido por el Ministro es “trabajar en la investigación” y que “nos dio todas las garantías de que se iba a investigar y a proteger a nuestros compañeros y compañeras hasta encontrar a los responsables”.



El atentado que no fue



“Hubo una persona que se quebró y fue a verme a mi casa. Me comentó cual era el arreglo y que se había acordado entre Salta y Bolivia. Me dijo que ya tenían el 50% de la plata para comenzar con el trabajo y que cuando les mostraron una foto mía se quebró y se retiró de la propuesta”, recordó Milagro a los periodistas. Asimismo, agregó que “lo iban a hacer conmigo y después con mi familia”.


Cuando fue consultada sobre los motivos que podrían tener para atentar contra su vida, Milagro no dudó. “Lamentablemente, hay algunos a los que les molesta que denunciemos la venta de mercadería en la provincia. Y digo venta porque hay algunos sectores que están haciendo negocios con los bolsones de mercadería, que en vez de entregarlos a los que menos tienen los están vendiendo.


Y también hay empresarios a los que les molesta que los que menos tienen comiencen a construir sus propias viviendas y tengan trabajo”.
Y recordó que, como lo dijeron en la marcha del viernes, “los que quieran voltear a la organización, o a quien está a la cabeza, tienen una sola forma de hacerlo: trabajando y haciendo las cosas mucho mejor que nosotros”.



Milagro también recordó que ésta no es la primer entrevista que tienen para denunciar estas amenazas y estos intentos. “Nos reunimos con el gobernador Fellner y él también se comprometió a ayudarnos y a investigar a la policía local y sus conexiones, a los empresarios, a los sectores que pueden estar hoy en investigación por todo lo que significa la experiencia de la Tupac Amaru en Jujuy”, indicó.



“No es justo”



La policía de la provincia se puso a disposición de la organización, así como también integrantes de la Justicia provincial. “Hoy la casa mía y la de mis hijos y mi familia están con custodia policial. Pero no es justo que tenga que vivir con la custodia policial”, expresó Milagro mientras reflexionaba: “yo no soy funcionaria y me siento como si estuviese encerrada.


Porque a pesar de que nuestra organización es muy grande nunca he andado con custodia ni gente de seguridad, siempre hice mi vida normal como cualquier otro ciudadano jujeño y hoy me siento muy mal porque tengo custodia por todos lados”.



La dirigente recordó que la Tupac hace mucho tiempo que denuncia el mal manejo de la mercadería que entrega el Gobierno nacional a la provincia de Jujuy. “Hasta hay quienes compran la mercadería y después la venden en la Feria. A eso le sumamos los empresarios que nos pidieron coima para la construcción de viviendas” e insistió: “nosotros no armamos pelotones de desocupados, sino que formamos conciencia.


Y eso nos permitió mandar a muchos jóvenes a estudiar de nuevo y sacarlos de la droga, el alcohol, y el robo. Si al papá le das trabajo, sus chicos no roban y no se drogan. Y los punteros políticos ya no pueden tenerlos como rehenes por un plan trabajar o un bolsón de mercadería”.



Finalmente, Víctor De Gennaro recordó que en Jujuy hay “una experiencia organizativa popular desde los barrios, desde los jóvenes”. La Tupac representa a más de 25.000 jóvenes que “han sido recuperados en su perspectiva y en su futuro y se ha transformado en la tercera fuente de trabajo de la provincia, después del Estado y el Ingenio Ledesma, de la familia Blaquier”, recordó.


Y concluyó: “Esto significa un alto grado de participación popular, de autogestión y de democratización. Y parece que eso es un peligro y por eso la persecución. Nosotros tenemos el compromiso, desde toda la CTA Nacional, no solamente de acompañar a Milagro, a su familia, y los compañeros, sino de llegar a las últimas consecuencias en esta investigación”.
Fuente Agencia CTA

Archivo del blog